16 agosto 2014

Las camisas triunfan en el verano

Su vida no ha resultado fácil. Durante años, ha sido considerada como una pieza de segunda categoría, cursi, masculina o anticuada. Sin embargo, en la actualidad, se ha convertido en la estrella de la pasarela. Su poder actual se debe a vips, actrices de Hollywood, como Kate Beckinsale, Katie Holmes y Milla Jovovich; a Carine Roitfeld, editora de una revista de moda, y a la it Alexa Chung. Todas ellas se han dejado ver con esta pieza clave del momento.

¿Y con qué se la ponen? La combinación perfecta es una falda lápiz o un pantalón de talle alto. Lo mejor de la blusa moderna es que no hay que llevarla con americana, aunque quedan muy bien bajo una chaqueta de cremallera o de cuero minimalista. Lo más importante de esta prenda es que renueva, por fin, el fondo de armario de la oficina. Después de una década, los vestidos con cárdigan ya no son el uniforme de la mujer profesional.

Además, para las reuniones ejecutivas la blusa ofrece la misma elegancia que un vestido, pero con la ventaja de combinarse con una falda o un pantalón, que son más resistentes a la arruga. Si se trata de una camisa con aire masculino, pueden añadirse gemelos, o cuellos con pinchos, como los de la pasarela de Céline.

A pesar de todo, algunas mujeres todavía tardarán en adaptarse a esta fórmula, blusa más pantalón o falda. El plato único del vestido parecía más fácil, pero, en realidad, la camisa de verano es un concepto sencillo. Para una gran mayoría, la vuelta de los modelos de antaño, con pinzas a la altura del pecho, será una divertida novedad. Y las mangas largas o tres cuartos otorgan al look un aire arreglado al tiempo que veraniego.

Los estampados también tienen una presencia importante esta temporada y piden a gritos una pareja discreta. La blusa de gasa con print escocés de Dries Van Noten queda de maravilla con faldas o pantalones monocolor. A Alexa Chung, la reina de las tendencias, se la ha visto con otras de cuadritos y lunares. Pero no hay que olvidar la blanca clásica, ya sea de algodón, seda o chifón. Es una pieza casi inmejorable.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario